Avís | Aviso

Avís | Aviso
=> Versió en català (la primera part de l'entrada)
=> Versión en castellano (a continuación del texto catalán)

dilluns, 3 de febrer de 2014

Equitat --- Equidad

[Entrada 25]

Equitat


Fa pocs dies la Clara Blanchar ens explicava en un article a "El País" que 85 rics sumen tants diners com 3.570 milions de pobres del món. I comença afirmant que La massiva concentració dels recursos econòmics en mans d'uns pocs obre una bretxa que suposa una gran amenaça per als sistemes polítics i econòmics inclusius, perquè afavoreix a uns pocs en detriment de la majoria. Així que per lluitar contra la pobresa és bàsic abordar la desigualtat.

Aquestes dades surten d'un informe d'Oxfam Intermón titulat Gobernar para las élites: riqueza extrema y abuso de poder. ¿Qué sucede cuando un Gobierno deja de procurar el bienestar de sus ciudadanos para servir a los intereses de una minoría acaudalada? Es una pregunta retórica: sabemos cuál es la respuesta. Hay grupos con gran poder económico, empresas e individuos, que influyen sobre las instituciones y que, en ocasiones, incluso las ‘capturan’, consiguiendo tratos a favor de unas élites en la definición de leyes y normativas. Son privilegios para unos pocos, mientras el esfuerzo, sobre todo la mayor carga fiscal, recae sobre la gran mayoría.

La riqueza mundial está dividida en dos: casi la mitad está en manos del 1% más rico de la población, y la otra mitad se reparte entre el 99% restante. La desigualdad económica crece en la mayoría de los países, el secuestro de los procesos democráticos por parte de las élites son demasiado a menudo interdependientes y los gobiernos sirven abrumadoramente a las élites económicas en detrimento de la ciudadanía de a pie.

El Foro Económico Mundial considera que esta desigualdad supone un grave riesgo para el progreso de la humanidad y es el momento de tomar medidas para revertir esta situación.

Sinopsis del informe “Gobernar para las élites”

La concentración de riqueza extrema corroe las instituciones, de manera que los Gobiernos dejan de procurar el bienestar de sus ciudadanos y pasan a servir los intereses de una minoría acaudalada. A lo largo de la historia, grupos con poder económico se han valido de dicho poder para influir sobre las instituciones formales e informales (y en ocasiones capturarlas) y conseguir así un trato a favor de las élites en la definición de leyes y normativas. El actual aumento de la desigualdad económica en (y entre) muchos países del mundo acentúa esta tendencia en espiral. En sociedades muy desiguales, un gran número de personas no tienen control sobre sus vidas ni pueden ejercer sus derechos. Dichas sociedades son enormemente vulnerables a las tensiones sociales. Es necesario actuar para revertir la desigualdad y la concentración de riqueza para favorecer sociedades seguras y prósperas y para terminar con la pobreza.
Em direu antisistema, però crec que ja n'hi prou d'ultraliberalisme, que ja n'hi ha prou de capitalisme, que ja n'hi ha prou!

Una abraçada.






Equidad


Hace pocos días Clara Blanchar nos explicaba en un artículo en "El País" que 85 ricos suman tanto dinero como 3.570 millones de pobres del mundo. Y empieza afirmando que La masiva concentración de los recursos económicos en manos de unos pocos abre una brecha que supone una gran amenaza para los sistemas políticos y económicos inclusivos, porque favorece a unos pocos en detrimento de la mayoría. Así que para luchar contra la pobreza es básico abordar la desigualdad.

Estos datos salen de un informe de Oxfam Intermón titulado Gobernar para las élites: riqueza extrema y abuso de poder. ¿Qué sucede cuando un Gobierno deja de procurar el bienestar de sus ciudadanos para servir a los intereses de una minoría acaudalada? Es una pregunta retórica: sabemos cuál es la respuesta. Hay grupos con gran poder económico, empresas e individuos, que influyen sobre las instituciones y que, en ocasiones, incluso las ‘capturan’, consiguiendo tratos a favor de unas élites en la definición de leyes y normativas. Son privilegios para unos pocos, mientras el esfuerzo, sobre todo la mayor carga fiscal, recae sobre la gran mayoría.

La riqueza mundial está dividida en dos: casi la mitad está en manos del 1% más rico de la población, y la otra mitad se reparte entre el 99% restante. La desigualdad económica crece en la mayoría de los países, el secuestro de los procesos democráticos por parte de las élites son demasiado a menudo interdependientes y los gobiernos sirven abrumadoramente a las élites económicas en detrimento de la ciudadanía de a pie.

El Foro Económico Mundial considera que esta desigualdad supone un grave riesgo para el progreso de la humanidad y es el momento de tomar medidas para revertir esta situación.
Sinopsis del informe “Gobernar para las élites”

La concentración de riqueza extrema corroe las instituciones, de manera que los Gobiernos dejan de procurar el bienestar de sus ciudadanos y pasan a servir los intereses de una minoría acaudalada. A lo largo de la historia, grupos con poder económico se han valido de dicho poder para influir sobre las instituciones formales e informales (y en ocasiones capturarlas) y conseguir así un trato a favor de las élites en la definición de leyes y normativas. El actual aumento de la desigualdad económica en (y entre) muchos países del mundo acentúa esta tendencia en espiral. En sociedades muy desiguales, un gran número de personas no tienen control sobre sus vidas ni pueden ejercer sus derechos. Dichas sociedades son enormemente vulnerables a las tensiones sociales. Es necesario actuar para revertir la desigualdad y la concentración de riqueza para favorecer sociedades seguras y prósperas y para terminar con la pobreza.
Me llamaréis antisistema, pero creo que ya basta de ultraliberalismo, que ya basta de capitalismo, ¡que ya basta!

un abrazo.

6 comentaris:

  1. Bueno Peace me da k te estas metiendo en terreno pantanoso jejejeje.Yo pienso totamnete como tu,y me enerva de sobremanera k los ciudadanos de apie de todo el planeta,vivamos a merced de las codiciosas manos de 4 ricachones k parten el bacalao,mientras k nosotros agachamos la cabeza.Yo creo k en la historia humana esto no es nada nuevo,y k ah existido y existira siempre.Ami me encantaria poder luchar contra ello,pero la verdad es k ni seme pasa x la cabeza como eso pudiera hacerse.Yo creo siceramente k es totalmente imposible cambiar el orden mundial sin morir en el empeño,la verdad eske aunke sea un puto cenizo,cada vez tengo menos fe en la raza humana.Tal y como estan las cosas no se donde vamos a llegar.....

    ResponElimina
    Respostes
    1. Debo confesar que mi fe en la especie humana está en un nivel muy bajo, pero creo que aunque sea poco algo puedo hacer y lo mínimo que puedo hacer es decirlo y lo siguiente es apoyar a cualquiera que me proponga hacer algo en la línea en que me parece que debemos ir ya que yo no soy capaz de hacer ninguna propuesta adecuada...

      Hace tiempo que defiendo que cuando ya no tengamos nada que perder nos dará igual morir que seguir vivos en esas condiciones... Yo creo que podemos hacer mucho antes de llegar a ese extremo en que la revolución va a ser tan cruenta que puede que quede muy poca gente sobre la faz de la tierra... ¿Seremos capaces de evitarlo?

      Muchas gracias por la aportación de tu comentario.

      Un abrazo.

      Elimina
  2. Yo creo Peace, que en este país hemos llegado a un punto en el que la palabra "antisistema" practicamente ha perdido su significado. Cada vez parece más evidente que en nuestra sociedad lo radical es apoyar al sistema y lo razonable es oponerse. Cuando tenemos medidas legales como los recortes en la sanidad que se cobran vidas a diario, no parece lógico llamar radicales a los que se manifiestan en contra. Tal y como yo lo veo, violencia es que alguien acabe saltando por la ventana desesperado porque le van a quitar la casa, y no participar en un escrache, por mucho que sean a éstos a los que etiqueten de "antisistema".
    Al hilo de tus reflexiones, hoy saltaba la noticia de que hemos sido elegidos el país más corrupto de Europa (junto con Grecia e Italia), y es que más del 95% de espaňoles afirman en las encuestas que perciben la corrupción en este país de forma generalizada. Está medido que las sociedades más insolidarias y desiguales son tambián las más corruptas. Injusticia social y corrupción son dos realidades que van de la mano realimentandose. El problema ya no es que tu seas rico y yo pobre, si no que te has enriquecido a mi costa. De la corrupción moral ya ni hablamos...

    Abrazos

    ResponElimina
    Respostes
    1. Está claro en que todo al final son palabras, y las palabras se llenan o vacían de sentido según el uso que se haga de ellas... De hecho mi intención con esa expresión final era decir que ya se que podéis descalificarme, pero que esto ya va más allá del límite...

      ¿Sabias que Rajoy tiene entre sus logros el haber hecho retroceder la esperanza de vida de los españoles con sus recortes?

      Lo de la corrupción no tiene nombre... ¡Qué vergüenza! ¡Es que es inimaginable! El coste total de la corrupción en Europa es tanto como el total del presupuesto de la Comunidad Europea... Y este país es en eso un de los líderes... Cerdos en inglés es PIGS, i són las siglas de Portugal, Italy, Greece & Spain, toda una alegoría, aunque Portugal creo que no está en esta lista.

      Muchas gracias por la aportación de tu comentario.

      Un abrazo.

      Elimina
  3. Josep, com tu ja saps prou bé de mi, experiment un rebuig molt gran cap al capitalisme i cap a aquest sistema el fonament del qual es fonamenta en les jerarquies econòmiques, és a dir, en les jerarquies sectàries, que se conrxorxen, que estan en contra de la humanitat i interpreten aquesta com un mitjà. Per aquestes èlits, però, els doblers no tenen el valor que hi atorgam nosaltres. Arriba un moment quan es té tant de doblers que això esdevé no tant una aspiració dels primers ideals burgesos de superació, de lluita constant, de cerca d'una vida millor, tan esteses i tan arrelades en bona part de l'insconscient col·Lectiu (Per això mateix crec que els valors vigents, que són tant els cristians com els liberals, que es complementen, han de canviar. Valor és el punt de partida del qual es valoren les distintes qüestions, no és casualitat que tant el verb valorar com la paraula en si s'hi assemblin tant) La pèrdua dels valors actuals és necessària per trobar-ne de nous. Una societat sense rumb és també una societat capaç de trobar-se a si mateixa, invididu per invididu, qüestionar-se quina és la posició d'un davant el món i que en vol i n'espera.

    De fet, crec honestament que els doblers han passat a ser el mitjà de les èlits per sotmetre'ns a aquest esclavatge. Tot està disposat de mode que ells guanyin per uns números el valor dels quals és només imaginari. I com tu i jo hem coincidit, però des de les meves paraules, la gent viu en un món imaginari, són incapaços d'entendre què és realment el doblers, interpretats com el mètode de subsistència i de consum en la realitat que els ha tocat viure, són incapaços de veure que aquest valor atorgat és no només inmaterial sinò que també una mentida sostinguda pel concens. Què vull dir amb això? Cal tornar a la realitat tangible, a la realitat que es correspon a on nosaltres estam situats ara. Per explicar-ho de manera que fins i tot un nin de deu anys em pugui entendre; Cal que els doblers perdin llur valor. Cal entendre que aquesta és l'eina que mata. Les cadenes de les quals es parla tant no són figuratives, no són una metàfora, existeixen de debó, són rodones, petites, i es poden dur a la butxaca.

    El que no pot ser, hauríem de ser capaços de dir, és que calgui que paguem per viure. Estam pagant per haver nascut. Em deman si aquest era el gran somni dels il·lustrats, Déu me'n guard. Que s'organitzi la societat que hagi d'organitzar-se una vegada s'hagi entés aquest simple concepte : No cal pagar per viure. No s'ha de pagar per viure. I quan dic viure no només hi entren les necessitats bàsiques. Entren la cultura, els sentiments... La gent no crea lliurement sinò que sempre hi ha darrera motivacions econòmiques. Fins i tot l'art ha esdevingut eina d'inversió. Què serà el següent que ens llevaran... si pel que es veu ja ens han llevat tot?

    ResponElimina
    Respostes
    1. Tot i que el informe parla de riquesa i no de diners (doblers), entenc que actualment els diners són la mesura de la riquesa i que això t'ha inspirat.

      Saps que en aquests temes estem d'acord, els diners són un engany i per abundar en el que dius et contaré una anècdota viscuda per un amic meu. Aquest amic meu ha viatjat per les sorres del Sahara força vegades i ha fet amics en les poblacions d'aquelles sorres. Una vegada va rebre a Barcelona a un amic d'un poblat del Txat que està en ple desert. Quan s'acomiadaven el meu amic li va preguntar en aquell home del Txat, que t'ha semblat la meva terra? I aquell li va respondre, que pagueu per tot.

      Moltes gràcies per l'aportació del teu comentari.

      Una abraçada.

      Elimina