Avís | Aviso

Avís | Aviso
=> Versió en català (la primera part de l'entrada)
=> Versión en castellano (a continuación del texto catalán)

dimarts, 18 de novembre de 2014

La humanitat és un desastre (i 3) --- La humanidad es un desastre (y 3)

[Entrada 78]

La humanitat és un desastre (i 3)


[Ve de La humanitat és un desastre (2) i La humanitat és un desastre (1)]

Llavors no hi havia UNHCR/ACNUR per fer-se càrrec dels camps de refugiats , però un grup de pacifistes cristians suïssos havia creat una ONG que es feia dir Servei Civil Internacional. Aquesta organització es va decidir a muntar una maternitat a la zona per intentar salvar els nadons d'aquells camps. Aquesta va ser la Maternitat Suïssa d'Elna. Allà hi van néixer 597 nens que no haurien sobreviscut en d'altra manera. D'aquests nens s'estima que uns 400 eren fills dels refugiats espanyols i la resta fills de jueus fugitius de la persecució nazi. La directora de la maternitat, una mestre d'uns 25 anys, va amagar els nens jueus dels ulls dels nazis enregistrant-los amb noms espanyols, cosa que dificulta ara puguem saber l'origen real d'aquells nens. Aquesta noia, l'Elisabeth Eidenbenz, es feia dir "señorita Isabel". Les dones que van poder gaudir de les atencions d'aquesta organització van sentir-se al paradís.

Hi ha un llibre titulat La maternitat d'Elna que explica aquests fets i que ha tingut força èxit, especialment a Catalunya. Ara es planteja de fer-ne una pel·lícula, però els gran directors i productors cinematogràfics no accepten el projecte perquè temen la reacció del govern francès.

Antonio Machado, la seva mare, el seu germà José i l'esposa d'aquest eren a Barcelona al gener de 1939 sota la protecció del govern de la República Espanyola. Van haver de marxar cap a França junt amb el govern que els protegia. Van sortir de Barcelona en un automòbil que els facilità la Generalitat catalana, però quan el cotxe es va quedar sense combustible van haver de seguir a peu. El gran poeta, Don Antonio com li deien molts, tenia problemes amb els peus cosa que li dificultava caminar. Només duien un petit paraigües per als quatre i van haver de fer un llarg recorregut a peu, sota el fred i la pluja, fins a Portbou on els esperaven uns salconduits i bitllets de tren per seguir viatge fins a París, però no se sap ben bé perquè van baixar del tren a Cotlliure on van morir de pulmonia, amb pocs dies de diferència, el poeta i la seva mare, sens dubte deguda al cansament, el fred i la pluja que els va acompanyar els seus darrers dies a territori espanyol. Aquest home de reconegut prestigi va haver d'esperar més de 19 anys, fins al 15 de juliol de 1958, per disposar d'una tomba pròpia on descansar junt a la seva mare. Va ser Pau Casals qui va iniciar una col·lecta internacional per finançar-li la tomba. Fa poc algú va deixar una nota en un tall de paper entre les flors que hi ha sempre sobre aquesta tomba on hi deia: "Don Antonio: No tenga prisa en volver. Mandan los mismos".

Malgrat la heroïcitat de la "señorita Isabel", de l'actuació meravellosa de la Maternitat d'Elna, actuació que no hauria tingut sentit sense les actuacions inhumanes de les guerres que l'envoltaren moriren moltes persones ens aquests camps de concentració francesos. És la crueltat d'aquests fets no són més que unes poques anècdotes, que no són, ni de lluny, les més esgarrifoses ni les més lamentables de la crueltat humana, però sí, he de confessar, que m'han omplert els ull de llàgrimes, perquè som molts els de la meva generació que som fills de gent que com Machado i molts altres, van haver de marxar a França fugint de les represàlies feixistes. Molts d'ells van sobreviure en aquests falsos camps de refugiats. Hom pot pensar que Ruanda o Vietnam són molt lluny i no tenen res veure amb nosaltres, però no és cert ja que si un ho pensa bé s'adona que és la mateixa especie humana a la que pertanyem tots, que té més de 200.000 anys d'existència, la que és un veritable desastre des fa uns 10.000 anys en què van aparèixer els primers exercits, en què vam començar a escriure i a deixar constància de la nostra història.

Una abraçada






La humanidad es un desastre (y 3)


[Viene de La humanidad es un desastre (2) i La humanidad es un desastre (1)]

Entonces no había UNHCR/ACNUR para hacerse cargo de los campos de refugiados, pero un grupo de pacifistas cristianos suizos había creado una ONG que se hacía llamar Servicio Civil Internacional. Esta organización se decidió a montar una maternidad en la zona para intentar salvar a los bebés de aquellos campos. Esta fue la Maternidad Suiza de Elna. Allí nacieron 597 niños que no habrían sobrevivido en de otra manera. De estos niños se estima que unos 400 eran hijos de los refugiados españoles y el resto hijos de judíos fugitivos de la persecución nazi. La directora de la maternidad, una maestro de unos 25 años, escondió los niños judíos de los ojos de los nazis registrándoles con nombres españoles, lo que dificulta ahora podamos saber el origen real de aquellos niños. Esa chica, Elisabeth Eidenbenz, se hacía llamar "señorita Isabel". Las mujeres que pudieron disfrutar de las atenciones de esta organización se sintieron en el paraíso.

Hay un libro titulado La maternidad de Elna que cuenta estos hechos i que ha tenido bastante éxito, especialmente en Cataluña. Ahora se plantea de hacer de él una película, pero los grandes directores y productores cinematográficos no aceptan el proyecto porque temen la reacción del gobierno francés.

Antonio Machado, su madre, su hermano José y la esposa de éste estaban en Barcelona en enero de 1939 bajo la protección del gobierno de la República Española. Tuvieron que irse a Francia junto con el gobierno que los protegía. Salieron de Barcelona en un automóvil que les facilitó la Generalitat catalana, pero cuando el coche se quedó sin combustible tuvieron que seguir a pie. El gran poeta, Don Antonio como le llamaban muchos, tenía problemas con los pies lo que le dificultaba caminar. Sólo llevaban un pequeño paraguas para los cuatro y tuvieron que hacer un largo recorrido a pie, bajo el frío y la lluvia, hasta Portbou donde los esperaban unos salvoconductos y billetes de tren para seguir viaje hasta París, pero no se sabe muy bien porque bajaron del tren en Cotlliure donde murieron de pulmonía, con pocos días de diferencia el poeta y su madre, sin duda debida al cansancio, el frío y la lluvia que les acompañó sus últimos días en territorio español. Este hombre de reconocido prestigio tuvo que esperar más de 19 años, hasta el 15 de julio de 1958, para disponer de una tumba propia donde descansar junto a su madre. Fue Pau Casals quien inició una colecta internacional para financiarle la tumba. Hace poco alguien dejó una nota en un corte de papel entre las flores que hay siempre sobre esa tumba donde decía: "Don Antonio: No tenga prisa en volver. Mandan los mismos".

A pesar de la heroicidad de la "señorita Isabel", de la actuación maravillosa de la Maternidad de Elna, actuación que no habría tenido sentido sin las actuaciones inhumanas de las guerras que le rodearon murieron muchas personas nos estos campos de concentración franceses. Es la crueldad de esos hechos no son más que unas pocas anécdotas, que no son, ni de lejos, las más espeluznantes ni las más lamentables de la crueldad humana, pero sí, he de confesar, que me han llenado los ojos de lágrimas, porque somos muchos los de mi generación que somos hijos de gente que como Machado y muchos otros, tuvieron que marchar a Francia huyendo de las represalias fascistas. Muchos de ellos sobrevivieron en esos falsos campos de refugiados. Se puede pensar que Ruanda o Vietnam están muy lejos y no tienen nada que ver con nosotros, pero no es cierto ya que si uno lo piensa bien se da cuenta de que es la misma especie humana a la que pertenecemos todos, que tiene más de 200.000 años de existencia, la que es un verdadero desastre desde hace unos 10.000 años en que aparecieron los primeros ejercidos, en que empezamos a escribir y a dejar constancia de nuestra historia.

Un abrazo

2 comentaris:

  1. Como se suele decir, la historia la escriben los vencedores. No es de extrañar que a los franceses no les guste airear sus propias miserias. Y estoy de acuerdo contigo cuando dices que no fueron los peores, ni fueron los únicos, ni siquiera son los que menos lo reconocen. Cualquiera hoy en día conoce los pormenores de las víctimas de los fascistas. Hemos escuchado una y otra vez los horrores de los campos de concentración nazis, o los de los que los japoneses tenían en el Pacífico. Pocos sabrán sin embargo, que también hubo durante la guerra campos de concentración en suelo de los Estados Unidos en los que estuvieron confinados en un alarde de odio y xenofobia todos Los descendientes de japoneses que presentasen rasgos asiáticos. Es importante reseñar en este caso que no eran en su mayoría ni refugiados, ni extranjeros residentes, si no ciudadanos americanos de pleno derecho, igual que lo eran por ejemplo los descendientes de británicos, o de polacos. A esta gente se la desposeyó de todas sus pertenencias, y se la distribuyó en campos por todo el país, en condiciones infrahumanas, obligados a trabajos forzados, y custodiados por guardas que los abatían si intentaban huir. Al terminar la guerra a cada superviviente le entregaron un billete de tren y 25 dólares. Nunca tuvieron otra compensación o reconocimiento. De hecho los americanos siguen negando los campos de concentración y se siguen refiriendo a aquello como "campos de internamiento", aunque en la práctica no existe diferencia.
    En cuanto a los suizos, que son los héroes de tu historia, está suficientemente acreditado que mantuvieron la neutralidad en el conflicto a costa de venderse a los nazis junto con todo refugiado que tuvieran dentro, además de sus pertenencias, ya estuvieran dentro o fuera. Tampoco digo que pudieran hacer otra cosa, sólo digo lo que hubo. Esta parte de la historia está estupendamente plasmada en la autobiografía del escritor austríaco Stefen Zweig llamada " El mundo de ayer"
    , que es un maravilloso libro en el que el Autor explica en base a sus propias vivencias, las dos grandes guerras mundiales, el auge del fascismo, e incluso la propia guerra civíl española. Zweig, que era un hombre de clase pudiente, tuvo la suerte de conseguir escapar de los nazis en Suiza para exiliarse finalmente en Brasil. Lamentablemente se suicidaría poco después incapaz de soportar el dolor de la guerra y del destierro.
    Acabar diciendo que aunque la especie humana sea un desastre, no todo es una inmundicia, ni siquiera en la guerra. Me gustaría recordar a los miles de ciudadanos de más de 50 países, que vinieron de manera voluntaria a combatir por la libertad en España , un gesto de solidaridad inédito en la historia y que nunca ha vuelto a repetirse. La mayoría eran de nacionalidad francesa, aunque han sido los británicos quienes más han reivindicado a sus propios "héroes" con medallas, reconocimientos públicos y hasta películas, como la estupenda "Tierra y libertad" de Ken Loach, o el gran éxito de los Manic street preaches, que elevaría también a finales de los 90 a himno, el grito de auxilio que bajo la foto de un niño muerto en los bombardeos de Madrid, los republicanos españoles lanzaron al mundo, y que decía decía: "If you tolerante this, your children will be next" ( si ahora permitís esto, vuestros hijos serán los siguientes". Voy a dejar un enlace, creo que vale la pena escuchar esta canción y ver las imágenes.

    MANIC STREET PREACHERS_ If you tolerate this your…: http://youtu.be/B7dBBCHYcZs

    Gracias por aguantarme estos comentarios tan pesados. ;-)
    Un abrazo

    ResponElimina
    Respostes
    1. Conocía todos esos hechos que comentas, tanto lo de los japoneses en USA como esa pretendida neutralidad de Suiza. Todo ello tan lamentable como lo que he comentado...

      Siempre hay seres humanos capaces de aportar una pequeña luz frente a ese desastre. Siempre hay la excepción que confirma la regla. Siempre hay alguien que monta una Maternidad en Elna.

      Muchas gracias por esos supercomentarios, personalmente me encantan y no me parecen para nada pesados.

      Un abrazo.

      Elimina